Exxon y Shell planean construir mayor termosolar en California

Exxon y Shell planean construir mayor termosolar en California

Una empresa conjunta de Exxon Mobil Corp. y Royal Dutch Shell Plc está planificando la termosolar más grande del estado de California para proveer energía a las operaciones de perforación en el Valle de San Joaquín.

DCIM100MEDIADJI_0066.JPG

La instalación de 866 megavatios de Aera Energy LLC será construida por GlassPoint Solar Inc. para reducir la dependencia en los generadores de gas natural en el campo petrolero Belridge cerca de Bakersfield, dijeron las compañías en un comunicado el miércoles. Es casi la misma capacidad que un reactor nuclear estándar.

El proyecto se utilizará principalmente para crear vapor que Aera inyectará en los pozos, lo que facilita la extracción de crudo pesado a través de un proceso llamado recuperación mejorada de petróleo. La técnica representa más de la mitad de la producción de California, dijo en una entrevista el presidente ejecutivo de Glasspoint, Ben Bierman.

“El uso de la energía solar para generar vapor crea una oportunidad para una enorme reducción en las emisiones de carbono”, dijo Bierman.

El proyecto de GlassPoint utilizará principalmente tecnología termosolar, que cuenta con espejos que concentran la energía del sol en las tuberías de agua para crear vapor. Alrededor del 3% de la energía provendrá de paneles fotovoltaicos.

La construcción está programada para comenzar en el primer semestre de 2019, y se espera que el proyecto sea operativo en 2020. GlassPoint operará y mantendrá las instalaciones.

La compañía construyó su primer proyecto para Berry Petroleum Co. en el condado de Kern de California. GlassPoint está desarrollando actualmente un proyecto termosolar de 1 gigavatio en un yacimiento petrolífero de Omán, y el primero de los 36 tramos planificados comenzó a operar recientemente.

Aera, que representa alrededor del 25% de la producción de petróleo de California, tiene su sede en Bakersfield. Opera como una compañía independiente con operaciones de yacimientos petróleo en el Valle de San Joaquín y en los condados Ventura y Monterey, según su sitio web.