En 2011, ACS contaba con cinco centrales de energía termosolar (200 MW) en explotación y otras dos (100 MW) en ejecución.

En 2011, ACS contaba con 34 parques eólicos en explotación, que sumaban 987 megavatios (MW) de potencia, y otros cinco (unos de ellos en México) en construcción, con 223 MW más. Asimismo, tenía cinco centrales de energía termosolar (200 MW) en explotación y otras dos (100 MW) en ejecución.

Lo raro es que alguna empresa invierta algo en España en energías renovables o en cualquier otra cosa, tras los decretos del gobierno del PP, dignos de una república bananera, sin ninguna garantía jurídica.

ACS invirtió 166 millones de euros en instalaciones de energías renovables durante 2012, lo que supone un descenso del 73% en comparación con 2011.

ACS continúa así moderando su inversión en energías renovables después de que ya en 2011 destinara a promover este tipo de instalaciones 617 millones, un 28,6% menos que en 2010.

La comercialización de la energía generada por las instalaciones renovables que ACS tiene en explotación proporcionó al grupo ingresos por 374 millones de euros en el ejercicio 2012, importe similar al de año antes.

La estrategia de la compañía en esta materia es similar a la que desarrolla en concesiones de infraestructuras. Se centra en desarrollar los activos para después, una vez que ya están operativos, venderlos.

De hecho, en la actualidad, el grupo mantiene a la venta una cartera de instalaciones de renovables, cuyo cierre está pendiente de que concluya la reforma del sector energético anunciada por el Gobierno.

La disminuación de la inversión en este campo se registra además en tanto ACS se ha fijado la reducción de deuda como uno de sus objetivos estratégicos para los próximos años. De hecho, confía en que su pasivo se sitúe en el entorno de los 3.000 millones a cierre de 2013

http://www.grupoacs.com/